La violencia como elemento de desestabilización. Maria de las Mercedes]

La violencia como elemento de desestabilización. La violencia tiene sus raíces en lo socio- económico –cultural- político. En la medida que las sociedades pierden sus objetivos existenciales, sean estos basados en los elementos de Justicia y Respeto, veremos cómo se van degradando en grados de menor a mayor categoría de violencia teniendo estas las diferentes formas y actitudes, que muchas veces nos sorprende o nos hace no entender, el por qué de las mismas. La violencia es ya una expresión más de nuestra cotidianidad, lamentablemente, en algunos en mayor, menor y mínima expresión. Tenemos muchas veces la sensación que se nos escapa de las manos y que nos hace preguntar del por qué de la misma. Para muchos venezolanos no fue hace mucho, que por unos simples zapatos de marca, se mataba a una persona, hoy en día estas cosas que parecían ser las primeras causales han dejado de serlo para ahora ser, por una marca de carro o camioneta, se asalta y se asesina para robar. Es increíble ver la violencia inter familiar como es dantesco ver que por una simple discusión de tránsito se mate a una persona. O ver que una persona adinerada y con un estatutos de vida cómodo y con poder, puede pagar a un sicario o que un reconocido médico, esté implicado en un crimen pasional o de lo que se pueda clasificar en fin cuando vemos hay un elemento común la tragedia de la violencia ¿Qué es lo que lleva a una persona a matar para robar? ¿Qué es lo que lleva a una persona a matar a su pareja, concubina o esposa? (El mayor índices esta en las victimas son la mujer) ¿Qué es lo que lleva al parricidio, al infanticidio? ¿Qué es lo que lleva a una persona a realizar atentados terroristas? ¿Qué es lo que lleva a ………? En ese punto suspensivo coloquemos todos los actos de violencia para poder entender la magnitud de los mismos. Dentro de todos esos niveles, categorías y expresiones me detengo ante lo que en verdad me ha dejado perpleja en esa realidad que en verdad que por más que trato de entender se me escapa de todo nivel de la comprensión, el alimento de la violencia como instrumento de la desestabilización es decir, cómo se dice muy cotidianamente –como éramos poco pario la abuela. Como es poco que cada día mueran personas en la violencia hay quienes están detrás creando más y unificándolas en un combo para llevar zozobra, miedo y desencanto y todo con una sola finalidad la DESESTABILIZACIÓN. Para ello se emplea los elementos del encubrimiento, la mentira, la farsa, la manipulación de hechos y evidencias en fin, que bajo una serie de artilugios, genero desestabilización, con fines ocultos, pues la intención no es resolver el problema que se sabe que existe, el de la violencia, sino que oculto mis verdaderas intenciones, pues lo que busco es el poder porque si mi intención en verdad NO es ayudar a resolver. O plegarme a las medidas que buscan disminuir la violencia no elevar los mismos pues cuando se busca la idea que no se puede vivir, porque a penas pones el pie en la calle, a penas vayas por cualquier espacio, a penas piense de otra manera y así sucesivamente, te ves en vuelto en la maraña y en la obsesión que todo es un conato de violencia y que en cualquier momento eres victima aun estés rodeado de algodones. Lo más increíble de la manipulación es cuando se hace una descripción o un prototipo de delincuente, que muchas veces coincide y se parece según ellos, al del barrio, o al de los sectores más humilde pero se olvidan de decirnos y describirnos, los asesinos y ladrones que tienen cotas de poder. Si el violento alega causas justificables como puede ser la prevención ¬_recordemos lo de guerra preventiva_ es decir, si yo sospecho que ese que me mira con cara de medio atravesado y tiene pinta de pillo, le puedo meter dos tiro y acabar con él en un por si acaso. Si yo sospecho, que el vecino tiene intenciones de robarme mi conexión Internet, yo puedo ir con un bate y dale su coñazo. Si el medio de TV, me dice con lujo de detalles quien es el funcionario público que está tratando de poner orden, pero mi casa está en una zona de lujo que no es permisible, yo tengo todo el derecho de usar un cañón y acabar con ese patán de servidor público, recordemos a Danilo Anderson, que buscaba la verdad del 11 de Abril, estaba haciendo su trabajo. Puede que parezca exagerado lo que digo, pero esa violencia desestabilizadora, es causal de graves y profundas violencias pues la juez que deja libre a un capo de la droga ¿a cuántas nuevas víctimas coloca en el desastre? ¿Cuánta violencia genera la cotidianidad de la TV mostrando lo que son realidades cotidianas de las vivencias humanas, que se salen muchas veces del control pero lo magnifico con intenciones de sobredimensionar las realidades? Esta el factor cultural donde los medios deben de buscar la forma de llevar a las buenas y sanas costumbre, pero cuando se pretenden sacar del contexto o cuando distorsionamos las posibles soluciones, que cada uno tiene que aportar y cooperar, no habrá instrumento que pueda detener y frenar la violencia. La violencia es un mal de cada día. Se esconde y se disfraza de mil formas. Donde uno de sus mayores aportadores son las deformaciones de valores de ahí, que cuando se hace un trabajo de desestabilización, se pierde principios básicos para imponer derechos muchas veces egoístas y, sin sentido. Lamentablemente, muchas personas entendemos de la violencia porque hemos sido víctimas de una forma o de otra pero para ello, no voy a ser peor que el ejecutor y del artífice de la misma. Desde el espacio que me corresponde, tengo que dar niveles de seguridad y niveles de no violencia, pues si me como la luz roja. Si pido soborno o soborno. Si me meto con el marido o la esposa de mi vecino o vecina. Si me llevo sin pagar algo. Si difamo. Si gano un cargo público para no hacer nada productivo sino entorpecer. Si defiendo la guerra y dejo la paz solo como una utopía. Si me olvido de ser honesto para defender solo mis intereses y así, un sinfín de cotidianas realidades que se conjugan en verdades de una práctica que alimentan la violencia. Entonces No te quejes de la violencia, pues en tus verdades eres parte de esa violencia. Eres parte de ese problema y hasta que no lo entiendas, no entenderás que eres parte de la solución por ello, analiza que haces por la no violencia y en que estas alimentando a la si violencia.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: